Archdiocese of Chicago
www.archchicago.org Locators:  Parishes | Elementary Schools | High Schools
:: Comunicados de Prensa

LA MATRÍCULA DE LAS ESCUELAS CATÓLICAS DE LA ARQUIDIÓCESIS DE CHICAGO CRECE POR PRIMERA VEZ DESDE 1965
Excelencia, compromiso y energía generan crecimiento para las escuelas primarias

Chicago, IL (1 de octubre de 2013) - Por primera vez desde 1965 hay un crecimiento en la matrícula de las escuelas primarias católicas en la ciudad de Chicago y en los suburbios de Cook y Lake. En los últimos cuatro años, la población estudiantil de las escuelas primarias católicas de la ciudad de Chicago ha crecido en más de 1,300 estudiantes y hoy en día la inscripción en las 207 escuelas primarias de la Arquidiócesis va en aumento.

“Es gratificante ver que todo el arduo trabajo para mejorar las escuelas católicas está siendo reconocido a través de un aumento en la matrícula”, comentó el Cardenal Francis George, OMI, Arzobispo de Chicago.
“Durante casi 50 años hemos vivido una situación de disminución continua de las inscripciones en las escuelas católicas y mi esperanza al llegar a este importantísimo escalón de crecimiento es continuar reescribiendo el guión para nuestras familias en las escuelas católicas y en nuestra Iglesia”, afirma la Hermana M. Paul McCaughey, Superintendente de las Escuelas Católicas de la Arquidiócesis de Chicago. “Llevar fe, concentración y logros a más familias es el resultado de comprometernos con la excelencia, el compromiso y la energía”.

Excelencia
Las Escuelas Católicas de la Arquidiócesis de Chicago siguen demostrando excelencia académica en el aula, lo cual es un factor primordial en la toma de decisiones que hacen las familias para inscribirse en cualquier escuela. Varios indicadores dan fe de esta excelencia - una tasa de asistencia por encima del 96%una tasa de graduación de la escuela secundaria superior al 98%, y un fuerte desempeño en las pruebas estandarizadas.

Todos los alumnos de 3o, 5 º y 7 º grados son evaluados con las pruebas Terra Nova, normalizadas para la nación, y los resultados de 2013 reflejan un nivel superior al percentil nacional en cada categoría de la prueba. Los estudiantes del séptimo grado alcanzaron el percentil 80 por primera vez en esta primavera y la puntuación de 206 de 207 escuelas estuvo por encima de la media nacional. A estos resultados se agrega la concentración que ha puesto el sistema, durante varios años, para mejorar los puntajes de lectura de los chicos de tercer grado, y de matemáticas para los de séptimo grado.

En la prueba ACT, la media de los puntajes obtenidos por 5,747 estudiantes de escuelas secundarias católicas que tomaron el examen en 2013 mostró avances en casi todas las áreas examinadas y en el puntaje compuesto. El promedio del puntaje compuesto de los estudiantes de secundarias católicas en la Arquidiócesis es de 23.1; todos los resultados siguen estando muy por encima de la media del Estado de Illinois y del país.

La mejora continua del logro o rendimiento de los estudiantes es un objetivo central del recientemente lanzado Plan Estratégico para las Escuelas Católicas y es un aspecto importantísimo de la justificación para apoyar la Campaña Enseñar quién es Cristo, cuyo objetivo se ha fijado en los $350 millones.

“Preparar a los jóvenes para la universidad y para la vida no es sólo un lema, es una realidad que conlleva un trabajo arduo y mucha oración en las escuelas primarias y secundarias católicas”, afirmó la Hermana Mary Paul. “Si bien estamos orgullosos del nivel mostrado en las pruebas Terra Nova y la ACT del 2013, así como en otras mediciones, las escuelas están posicionadas para llevar a cabo una mejora continua”.

Compromiso
El crecimiento que se está produciendo ahora comienza con el liderazgo de los directores de escuela, en colaboración con sus profesores, el personal y los equipos de inscripción. En cada una de las 207 escuelas primarias católicas de toda la Arquidiócesis, un combinado de Padres Embajadores, párrocos, consejo, miembros del comité y de la comunidad están concentrados en hacer participar a más y más familias. Hay una sensación creciente del valor que tiene la propuesta de la escuela católica de trabajar con los padres para ayudarlos a criar niños que se encuentran llenos de fe, enfocados y desempeñándose al mejor nivel de sus capacidades.

Becas Caritas
Más allá de los muros de la escuela, existen una serie de medidas estratégicas de apoyo a las familias que están cobrando impulso para atender el problema de asequibilidad de las escuelas católicas. A través de la generosidad de un donante anónimo, la Oficina de Escuelas Católicas está ofreciendo el programa de Becarios Caritas, una iniciativa piloto de $2 millones de dólares de ayuda financiera a las familias de escuelas católicas. Creada específicamente para apoyar a las familias que aprecian los beneficios y valores de una educación católica, pero que necesitan asistencia financiera para hacer que ese sueño sea una posibilidad, la Beca Caritas ofrece hasta un 50 por ciento de la colegiatura de un estudiante nuevo. Este programa piloto está allanando el camino para un nuevo fondo de becas de $150 millones, uno de los objetivos de la Campaña Enseñar quién es Cristo.

Fondo de Emergencia del Cardenal
El Fondo de Becas del Cardenal proporciona asistencia de emergencia inmediata a los padres que luchan por mantener a sus hijos en las escuelas católicas. En la breve historia del Fondo, se han otorgado más de 500 becas.

Becas Access de Big Shoulders
El Fondo Big Shoulders proporcionó $ 1.5 millones adicionales en becas de entrada, las llamadas Access Scholarships, a estudiantes de Escuelas Públicas de Chicago que hacen la transición a una de las escuelas católicas que apoya este fondo.

Este reciente y apreciado compromiso se suma a los $ 12 a $ 14 millones en ayuda anual que ofrece el Fondo Big Shoulders a 90 escuelas católicas en Chicago. Big Shoulders también ayudó con promoción y mercadotecnia a muchas de estas escuelas.

A través de un mayor nivel de compromiso, tanto en el nivel de activismo local, como de ayuda externa, las escuelas católicas están enfocadas en proporcionar a cualquier familia que busque una educación católica la oportunidad de hacer realidad esa visión para sus hijos.

Hemos visto un esfuerzo extraordinario por parte de las familias, las parroquias y los donantes que han contribuido para obtener estos resultados, los cuales también son posibles gracias al compromiso de nuestros administradores de escuela, maestros y voluntarios que trabajan con nuestros estudiantes y sus familias, señala la Hermana M. Paul.

Energía
Así como la excelencia y el compromiso resultaron importantes para conseguir este incremento en la matrícula, del mismo modo resulta importante la energía combinada de todos los participantes que está haciendo posible esta gracia. Desde los jóvenes padres que se preocupan en dónde va a aprender y crecer su hijo, hasta el compromiso a largo plazo del Cardenal George con las escuelas entendiendo que son “centros de aprendizaje en una comunidad de amor”.

Para las escuelas católicas de la Cadena de Lagos del Noroeste del Condado de Lake hasta aquellas en los barrios de Pilsen / La Villita y el Sur de la I- 80 en el Condado de Cook, ha habido un intenso trabajo a nivel local, marcado por un esfuerzo verdaderamente animado caracterizado por una profunda acogida a todos los que están comprometidos con las escuelas. Para cualquier persona interesada en prestar su apoyo,  La Campaña Enseñar quién es Cristo tiene como objetivo continuar con el impulso y asegurar que continúe el crecimiento.

“Creo que el crecimiento es una gracia”, dice la Hermana Mary Paul, “Nosotros cooperamos con la gracia de Dios en seguir creciendo como estudiantes y como personas de servicio. Ya sea para los jóvenes o para las personas adultas que los atienden, eso es lo que da energía a nuestras escuelas. Está en el aire”.
Para obtener más información sobre la admisión de escuelas católicas, visite schools.archchicago.org. Muchas escuelas siguen inscribiendo alumnos para este año escolar.

Las Escuelas Católicas de la Arquidiócesis de Chicago dan servicio a 84,000 estudiantes en 244 planteles en toda la ciudad de Chicago y en los condados de Cook y Lake. La inscripción en las escuelas primarias católicas está creciendo ahora y el sesenta por ciento de las escuelas están estabilizando y aumentando su población estudiantil. Es el sistema de escuelas privadas más grande de Estados Unidos y el que ha recibido más Reconocimientos  Listón Azul, del Departamento de Educación de EE.UU. Animamos a los padres o tutores que buscan fe, concentración y logros para sus hijos a que visiten schools.archchicago.org.

Return to Top